mormon.org México
Samantha: Mormón.

Hola soy Samantha

Acerca de mí

Soy de Washington estado. Tengo 3 hermanitas y un hermanito. Me encanta cantar y leer. Estaba en la universidad estudiando biología molecular. Quiero ser profesora un día y ayudar a otras personas. Ahora soy misionera. Estoy sirviendo en San Diego, California y aquí aprendí el español. Estoy sirviendo el Señor y es una bendición en mí vida. Tengo oportunidades cada día de ayudar a los demas a venir más cerca de Cristo. ¡Me encanta ser misionera!

Por qué soy mormón(a)

He crecido en ésta iglesia, pero yo también tenía que decidir por mi mismo si es la verdad or no. Oré para preguntar a Dios y poco a poco recibí una respuesta del Espíritu Santo que la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días es la misma iglesia que Jesucristo estabició cuando estaba en la tierra. He visto las bendiciones en mi vida que vienen al vivir el evangelio. He aprendido mucho de la Bibla y el Libro de Mormón y yo sé que estos libros contienen la palabra de Dios. Yo sé que Dios nos ama y siempre contesta nuestras oraciones. Yo sé que Jesucristo es nuesto Salvador y que al vivir Su evangelio, estaremos preparados. Yo sé que tenemos un profeta viviente y que él nos ayuda a aprender, entender, y vivir las enseñanzas de Cristo.

La manera en que vivo mi fe

Como misionera, yo doy todo mi tiempo, esfuerzos, y talentos al Señor por un año y medio. Cada día, comparto mí testimonio con las personas que conozco. Invito a ellos a hacer cambios en sus vidas para aydarles a vivir más en harmonia con las enseñanzas de Cristo. Voy a regresar a mi vida normal pronto. Voy a regresar a la escuela y mi familia, pero habrá muchas oportunidades de servir al Señor aun que ya no seré misionera. Antes mi misión, yo era un líder de las mujeres jovenes. También enseñé clases de los niños. Cuando yo era maestra visitante, tenía oportunidades de visitar y servir a otras mujeres en la iglesia. Todas estas llamamientos me dieron oportunidades de usar mis talentos para servir, cuidar, enseñar, y amar. Siempre estudio las enseñanzas de Cristo. No puedo vivir lo que no sé. El estudio de las escrituras trea el Espíritu y aprendo cómo puedo mejorarme.