mormon.org México
Daniel: cocinador, inginiero, estudiante, piano, fotografía, Loveland High, Mormón.

Hola soy Daniel

Acerca de mí

Nací en Utah, pero poco despues todo mi familia movimos a Japón por el trabajo de mi padre. Solo vivíamos allá por tres años, pero todavía encanta todo japonés. La comida, todo. No hay nada mejor que katzu de pollo, sushi, curry, y arroz! Tambien, he vivido en Oregon, Michigan, y Colorado. Me gusta mucho pasar tiempo con mi familia, especialmente en las montañas. Me gusta caminar, escalar, y andar en bici en las montañas. Cuando vamos como una familia a una parque o otro lugar, siempre me tardo mucho, porque me gusta tomar fotos, especialmente de los flores. Tambien, me gusta cocinar, tocar piano y french horn, y aprender nuevas cosas. El mundo me interesa mucho. Quiero saber cómo sirven todas las cosas que nos rodean, el sol, la luz, las plantes, todo. Siempre estoy aprendiendo, y creo que no hay cosa mejor que aprender algo nuevo. Ahora yo estoy en California, sirviendo una misión como representante de Jesucristo y su iglesia. Estoy aprendiendo español, y yo pienso que para aprender una nueva idioma es muy importante, y una de las cosas mas importantes que podemos hacer, porque para aprender una idioma es para poder comunicar con muchas mas personas y para saber un poco mas de este mundo y nuestros hermanos y hermanas. Odio cuando no puedo hablar con alguien porque no hablo su lengua. Quiero aprender todos, pero por ahora Español me basta.

Por qué soy mormón(a)

Por qué soy mormón? Yo soy mormón porque creo en Cristo. Sé que Él es nuestro Salvador y Redentor, y que solo por medio de Él podemos heredar la vida eterna y vivir con nuestras familias para siempre. Yo sé que Él es el mismo ayer, hoy, y para siempre. Yo sé que Él hablaba por medio de sus profetas. No sólo esto, pero yo sé que Él todavía habla a través de profetas. Él nos ama. Y nos ha amado desde el principio. Entonces, si Él todavía es el mismo, y todavía nos ama, el mismo como los israelitas en la Biblia, porque cesó de hablar a nosotros? No cesó, y estoy muy agradecido para tener evidencia de esto. El Libro de Mormón es evidencia real, que podemos tocar, ver, y leer que Diós no ha cambiado, que Él todavía vive, y que habla. Sus palabras nunca cesarán. Y estoy muy agradecido que Él nos ha concedido la oportunidad para saber esto por nosotros mismos. Podemos preguntar a Él, por medio de la oración, y Él nos contesterá. Yo sé que estas cosas son verdaderas, porque he hizo esto por mí mismo. Antes de bautizarme, leí todo el Libro de Mormón, y oré a mi Padre Celestial, preguntandole de que me mostraría la verdad de estas cosas, segun mi fé. Y Él me contestó. No hay conocimiento más seguro de lo que viene de Diós. Y no hay duda alguna en mi mente o corazón de que José Smith vió Diós, el Padre, y su Hijo, Jesucristo en aquella arboleda en la primavera de 1820. Yo sé que Diós todavía habla, que Él nos ama, y que ha revelado su doctrina y evangelio, y su plan de salvación a la tierra otra vez, por medio de un profeta. Lo sé. Y yo sé que usted puede saberlo también. Y ésto es porque soy mormón.

La manera en que vivo mi fe

Como joven, tenía diferentes responsabilidades en la iglesia; por un tiempo fui líder del grupo de los jovenes de 16 a 18 años, tuve la oportunidad de planear y llevar a cabo muchos diferentes actividades y bailes, y dí algunos discursos en las diferentes reuniones. Una vez, tenía que hablar en una conferencia en frente de mas que quinientos personas! Pero, lo mas importante es que creo firmamente en Jesucristo, y creo que esta vida es preparación por la siguiente. Si queremos vivir con Él despues de esta vida y ser felices por las eternidades, necesitamos empezar ahora, y practicar por eso. No creo que vamos a cambiar a seres perfectos imediatemente despues de la muerte y ser completemente limpio de todo. No, necesitamos aprender ahora como vivir felices; necesitamos actuar como un ser celestial. Esta vida es el tiempo para prepararnos por las eternidades. Entonces, quiero llegar a ser mas como mi Padre Celestial. Trato ahora de vivir de acuerdo con sus mandamientos, y trato de pensar y actuar en la manera que Él quiere, por que sé que si puedo aprender en esta vida cómo ser un poco más como Él es, estoy en el camino a gozo eterno. También, quiero lo mismo por todos. Quiero que todos puedan ser felizes, y so sé que es posible por cualquier persona a hallar fé en Dios. Entonces, estoy sirviendo una missión; doy todo mi fuerza, tiempo, mente, todo, a la obra de Dios por dos años, para ayudar otros a encontrar esta misma felicidad. Esta es la manera en que vivo mi fe.